Desde lo alto: rascacielos de Madrid


Desde lo alto: rascacielos de Madrid

No tiene los edificios más altos del mundo. Sin embargo, los rascacielos de Madrid fueron y son símbolos del crecimiento de la ciudad. En Hnos. Montoya, empresa de alquiler de autobuses para el sector empresarial y turístico, subimos a lo más alto de la ciudad para hacer un repaso por la historia de sus edificios más singulares.

El primer rascacielos de Madrid

A comienzos del siglo XX el urbanismo de Madrid cambia sustancialmente. La ciudad estaba creciendo y sus edificios también. En este tiempo, en el eje de la Gran Vía con la calle Alcalá, se construyen edificios que siguen siendo una referencia. Un gran ejemplo es el Edificio Metrópolis, también conocido como palacio de la Unión y el Fénix. De esta época también data el Palacio de la Prensa. Sin embargo, el primer rascacielos de Madrid (y de España) fue el edificio Telefónica con cerca de 90 metros de altura. Esta construcción, finalizada en 1930 por el arquitecto Ignacio de Cárdenas Pastor, tenía una inspiración neoyorkina.

Más alto todavía

A mediados del siglo XX se construyeron dos iconos del skyline madrileño en la Plaza España. El Edificio España, con sus 25 plantas, fue el primero en superar los 100 metros de altura. Esta construcción finalizada en 1953 destaca por su estilo neobarraco. Todo un símbolo al que pronto le apareció competencia. La Torre de Madrid fue hasta 1960 el edificio de hormigón más alto del mundo.

En la década de los 70 la lista de rascacielos de Madrid sigue creciendo y se aleja del centro. Las Torres Colón, en el Paseo de la Castellana, no batió ningún record de altura con sus 110 metros. Sin embargo sí lo hizo a nivel tecnológico. Este proyecto pionero tuvo una construcción en sentido inverso. Otros edificios singulares de esta época, que todavía hoy atrapan la mirada de los madrileños, son el edificio Torres Blancas con sus característicos balcones con celosías o la Torre de Valencia que supuso una gran ruptura estética.

Los últimos rascacielos de Madrid

En los años 90 aparece un nuevo protagonista. La Plaza de Castilla se convirtió en referencia financiera y turística de la capital. El complejo Azca, inspirado en el Rockefeller Center de Nueva York, incluye 3 edificios singulares: Castellana 81, Torre Europa y Torre Picasso. Y, pocos años después, se dibuja un nuevo horizonte. En 1996 concluyen las obras de Puerta Europa, popularmente conocidas como Torres Kio. Estas dos construcciones fueron los primeros rascacielos inclinados del mundo.

Pero para tener el mapa actual de los rascacielos de Madrid había que esperar. El siglo XXI se estrena con nuevas construcciones. Torre Espacio, con 224 metros y 56 plantas, Torre PwC, con 236 metros y 52 plantas, Torre Cepsa con 248 metros y 49 plantas y Torre de Cristal, con 249 metros y 50 plantas – éste último se considera el más alto de España y el cuarto más alto de Europa. Estos imponentes rascacielos de Madrid amplían el horizonte de la ciudad. Todos ellos se encuentran en el llamado CTBA (parque empresarial Cuatro Torres Business Área) ocupando los terrenos de la antigua Ciudad Deportiva del Real Madrid.

El futuro: nuevos rascacielos de Madrid

El perfil de Madrid sigue vivo. La inauguración de la conocida como “quinta torre” del CTBA está muy próxima. La torre Caleido tendrá 181 metros y 36 plantas. Un nuevo rascacielos de Madrid que evolucionará la imagen de una ciudad en continuo movimiento.

¿Donde quieres que te llevemos?

Solicita presupuesto online sin compromiso

SOLICITAR PRESUPUESTO

Para mejorar el servicio, utilizamos cookies propias y de terceros. Si sigues navegando, entendemos que aceptas su uso según nuestra política de cookies.

Más información sobre Cookies